Antonio Ezequiel Espejo Sánchez


Antonio Ezequiel Espejo Sánchez

Biografía

Natural de Badajoz pero desde hace 8 años resido en Salamanca, ciudad a la que llegué para estudiar Ciencias Politicas y Admon, Pública, desde hace unos años trabajo en el mundo de la hostelería, que ante la falta de más alternativas, se presenta como una de las pocas salidas laborales que hay en Salamanca.

Desde mi llegada a Salamanca he participado activamente en diversos movimientos sociales y políticos de la ciudad, he desarrollado responsabilidades de campaña en diferentes elecciones siendo miembro del comité de campaña de Podemos en las generales 26J y también de Ganemos Salamanca en las municipales de 2015.

En Podemos he sido uno de los impulsores del Circulo Usal, desde el cuál desarrollamos amplias actividades sobretodo de carácter formativa y divulgativa, así como miembro activo del circulo de Podemos Salamanca.

En 2016 fui elegido como miembro del Consejo Ciudadano Municipal en el cual desempeño la labor de Secretario Político como miembro de la ejecutiva.


Motivación

El impulso de esta candidatura es la apuesta fuerte por una Salamanca que recupere la vida, la ilusión y las fuerzas por la dignidad y el futuro. Esta es una mirada hacia el futuro de la ciudad, una Salamanca que ha visto cómo en las últimas décadas las políticas del Partido Popular han llevado a la ciudad a una enorme falta de oportunidades para los jóvenes, un preocupante envejecimiento de la población y un modelo productivo destinado exclusivamente a un turismo de baja calidad que empobrece no solo a trabajadores sino también a pequeños y medianos empresarios.

Esta es una candidatura con un equipo preparado que combina experiencia, juventud y conocimiento de la ciudad con capacidad de generar propuestas de políticas públicas encaminadas a mejorar y dar respuestas serias y responsables, de generación de riqueza y empleo para la ciudad.

Representamos una Salamanca que quiere y necesita poder quedarse, una Salamanca donde sus gentes puedan desarrollar una vida digna, estable y con futuro. Donde se hagan enormes esfuerzos por la defensa de los servicios públicos, la protección a la población jubilada, la generación de un nuevo modelo productivo que permita la creación de nuevos empleos de mayor calidad para tener una Salamanca viva, diversa y con un horizonte de futuro ilusionante.