Harmony Hita Torres


Harmony Hita Torres

Biografía

Soy licenciada en Sociología (UCM), fui becaria de investigación en el Departamento de Población y Territorio y en el Instituto Nacional de Estadística. He realizando estudios para la Empresa Municipal de la Vivienda de Madrid y participado en en el Programa Europeo INTEREG. Realicé el curso de docencia en población y territorio de la UCM con un proyecto sobre espacios públicos en desuso. Estudie el Master de Mujer, Género y Ciudadania en la UB de Barcelona y un postgrado en Antropología Visual para aprender el uso del video como herramienta de investigación. En el 2009 fui seleccionada en el programa de Jóvenes Cooperantes, trabaje dos años en Nicaragua con varios proyectos de salud sexual y reproductiva, abuso sexual y empoderamiento económico de la mujer. He realizado el II Diagnostico de Igualdad de Oportunidades entre mujeres y hombres para el Consell d'Eivissa y actualmente realizó cursos sobre sexualidad e identidad de género. He realizado varios documentales, "¿Subes al Carro?" sobre como las transformaciones urbanísticas afectan a las relaciones sociales, y "Genero en Desarrollo" encargado por el AECID-Nicaragua para visibilidad el trabajo de género. Participé en los primeros proceso de Asambleas Ciudadanas en Lavapiés para conseguir "La tabacalera para el barrio" y en el "Observatorio Metropolitano. Formé parte de la plataforma ciudadana que se presento a las elecciones municipales del 2011 con ESOS (Eivissa Sostenible) y realice el video de campaña.


Motivación

Soy una persona dinámica y proactiva que  cree en una sociedad multicultural, diversa e igualitaria.

Creo que la política es una vocación. Para poder trabajar a favor de los interese de la ciudadana tienes que ser una persona altruista, utópica y desinteresada, si estos principios no están claros desde el principio es muy fácil que se acabe convirtiendo en un trabajo cuyo objetivo es convencer y engañar para obtener un beneficio personal o de partido. Actualmente la ciudadanía no tiene una buena opinión sobre la clase política, la imagen falsa e hipócrita de las personas que se dedican a la política es por desgracia lo que más abunda y esta llevando a un desencanto generalizado hacía las instituciones y las posibilidades de un cambio real. Personalmente siempre he estado implicada en colectivos, asociaciones y movimientos sociales porque creo que la participación política es la única vía para mejorar nuestra sociedad.

Para poder hacer cambios globales debemos empezar desde lo local, desde nuestras comunidades, y para ello la institución más cercana a la ciudadanía es el ayuntamiento, que debería dar respuestas eficaces a las necesidades que se originan en el día a día, dando un buen servicio y respondiendo adecuadamente a las necesidades de nuestras vecinas y vecinos.