Nicolas Sguiglia


Nicolas Sguiglia

Biografía

Soy Licenciado en Sociología y Ciencias Políticas y Máster en Derechos Humanos, Políticas Públicas y Desarrollo. He trabajado como investigador en diversos proyectos académicos vinculados al desarrollo de nuevas políticas públicas, como gestor cultural y en distintos ámbitos en el sector privado y el mundo asociativo.

He participado de forma activa en distintos movimientos sociales (Democracia Real Ya!, Plataforma de Afectados por las Hipotecas, Coordinadora de Inmigrantes de Málaga, entre otros) así como en proyectos culturales de la ciudad de Málaga como La Casa Invisible, o, más recientemente, el Centro Social y Cultural La Nave.

Formo parte de Podemos Málaga desde 2014 en donde he participado tanto en círculos de la ciudad como asumiendo tareas de coordinación en las campañas electorales desde 2015 hasta hoy. Actualmente soy el responsable del Área de Organización y Formación del Consejo Ciudadano Municipal de Podemos en la ciudad de Málaga.

Tengo muchas aficiones: los idiomas, el diseño gráfico y editorial, la lectura, la música, aprender de la sabiduría popular, las series británicas, el fútbol y, la mejor de todas, pasar el máximo de tiempo posible con mi hija Malena.

Twitter: https://twitter.com/nicosguiglia

Facebook: https://www.facebook.com/nsguiglia


Motivación

Doy este paso para contribuir a hacer de esta maravillosa ciudad un lugar mejor. Me comprometo a trabajar para defender los derechos del pueblo frente a los poderosos y que prime el interés general frente al interés privado. Vengo a poner el hombro para luchar por unos barrios dignos, unos servicios públicos de calidad y que el Ayuntamiento garantice una vida digna a los malagueños y malagueñas.

Quiero un Podemos vivo, participativo y a ras de pueblo, con presencia en los barrios y defendiendo a la gente corriente en cada rincón de la ciudad. Una organización que deje de mirarse el ombligo y abandone los conflictos internos para centrarse en lo realmente importante: la vida de nuestra gente.

Afrontamos un momento difícil en el que las derechas avanzan a paso firme para recortar derechos y hacer negocios con lo público. Ante eso, necesitamos unidad, humildad, trabajo y representantes que no se encierren en despachos sino que estén presentes en la ciudad, solucionen problemas y tejan redes junto a la sociedad civil malagueña. Porque nos jugamos el presente y para dejar una ciudad mejor a los que vienen detrás, nos llenamos de fuerza y compromiso para seguir demostrando que ¡Sí Se puede!